John Bronson de boxeador a predicador

San Carlos/Cojedes/Jabeando/113-10-2017.- Las manos poderosas que convirtieron al cojedeño John Bronson en uno de los pegadores más fuertes del boxeo profesional de Venezuela en la década de los 90, ahora bendicen a los feligreses de la Iglesia Cristiana Maranatha.

“Si ahora me dedico a rescatar a los jóvenes de la calle. A que tengan un fin provechoso en la vida a través de la fe cristiana. Aunque continúo ligado al ring, pues tengo mi Club de Boxeo Engels Pedroza, aquí en San Carlos (estado Cojedes)”.

Sus pupilas se le iluminan cuando recuerda los relampagueantes triunfos obtenidos ante sus paisanos José Magallanes, Giovanni Nieves, Duvines Rivas, entre otros. Pero también sus derrotas frente a Gilberto “Toronto” González y el excelso estilista Idelmar Paisán.

“Yo prefiero recordar las victorias mías en el exterior. Mi primera salida y victoria contra Hideyuki Furuhashi, en Japón y por nocaut. Así como Hiroshi Akamine. Lo que pasa es que no me estaba portando muy bien cuando recibí mi oportunidad por el título Fedelatin de la AMB (súper pluma, 58.9 kg) y perdí”, destacó con nostalgia, el ahora entrenador de 30 muchachos.

En aquella ocasión, 29 de febrero de 1996 cayó por nocaut técnico ante el boricua Carlos Gerena, al que apodaban El Topo.

“A mis alumnos le digo, les advierto de los errores que como jóvenes cometemos. También les relato los momentos de éxito, como cuando fui campeón nacional venciendo al aragüeño Giovanny Nieves (16-12-94) ante mi público en San Carlos”.

Bronson nos confesó que prefiere que sus pupilos se mantengan en amateur, aficionado, que representen al país, que ganen medallas, que sean olímpicos. “Hace unos meses dos de mis gladiadores fueron medallistas en un nacional juvenil: José Esqueda (58 kg) y ….Hay no sé cómo se llama” …risas.

Mandó Bronson un saludo a través del periódico digital Jabeando a sus amigos de las Glorias Deportivas de Caracas, Yraima (Leiva), Luis García, Los Burguillos y al profesor Ernesto Sánchez, entre otros.

Un comentario sobre «John Bronson de boxeador a predicador»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *