Francisco López, un duro del tenis

Aquí se ve en plena acción durante los Juegos Panamericanos de Caracas 1983.

Caracas/Jabeando/Deportivas/20-11-2017.- Desde los seis años de edad está ligado al tenis de mesa. Para la década de los 80 formó parte junto a Elizabeth Popper la pareja más representativa de Venezuela en este deporte a nivel mundial, especialmente en Latinoamérica.

Hoy se mantiene activo en la primera categoría del tenis distrital, ganando medallas y trofeos en la categoría máster . Y en el futuro inmediato aspirando a  ser integrante de la plancha, que a su juicio, debería dirigir la Federación Venezolana de Tenis de Mesa  en los próximos años, para sacar a este deporte, que considera, se encuentra sumergido en la anomia.

“Aún está fresco, como si fuera hoy, aquellas excursiones deportivas a la sala de tenis de la UCV, de la mano, o de la raqueta de mi hermano José (Luis López), quien para el momento era una figura del ping pong criollo, junto a otro grande Julio Cruz, campeones y subcampeones Centroamericanos y del Caribe”, dijo López, orgulloso de su herencia deportiva.

Luego él aprendió a caminar sólo sobre las canchas de tenis, cuando ese deporte era algo exótico, ligado a un lugar entonces que lucía más lejano, La China de Mao Zedong, o Mao Tse Tung, como lo conocemos por aquí, en la tierra de Francisco López.

TRAYECTORIA EN NÚMEROS

Francisco López ha participado en más de cien  eventos nacionales e internacionales desde 1969 a la fecha, y aún se considera con la fuerza competitiva para seguir jugando y luchando por el deporte que le apasiona, dentro y fuera de la canchas de tenis.

“Mi primer gran evento fue en 1975, fui campeón infantil individual, dobles, junto a Hugo Tirado y en dobles mixtos con Elizabeth Popper, y también fuimos campeones por equipos”, rememora López en esta entrevista que le hicimos en el moderno gimnasio de tenis de mesa que lleva su nombre y el de la Popper, ubicado en Cotiza, parroquia San José de Caracas.

Luego los triunfos se repitieron también en el exterior, en el suramericano Infantil, Medellín Colombia 1975, en Cuba, tres de bronces al año siguiente.

En 1977, monarca individual, en dobles y mixto en el Suramericano Infantil de Puerto Montt, Chile. Ya en la categoría juvenil y de mayores, medalla de bronce  en el Campeonato Anual del Caribe, Georgetown, Guyana.

Campeón Latinoamericano de México, otra vez en compañía de su amiga Elizabeth Popper.

“Quien (Elizabeth) ganó todo sobre una cancha de tenis. Junto a Fabiola Ramos, lo mejor, por ahora, hasta el momento  del tenis de mesa femenino de Venezuela”, destacó convencido López.

CICLOS OLÍMPICOS

Francisco López también fue figura importante para Venezuela en varios ciclos olímpicos: plata en los Juegos Bolivarianos, Centroamericanos y del Caribe 1982.

Alternando con incursiones exitosas como por ejemplo en el Mundial de Tokio, Japón 1983, en el cual ganó bronce.

Repite el bronce en los Panamericanos de Caracas de ese mismo año en mixto con Elizabeth Popper  y quinto lugar en individual.

Dos oro y una plata en los Bolivarianos de 1985; bronce en los Suramericanos del año siguiente; plata en los CAC del 86.

“Iba muy bien, hasta que participé en mis primeros y únicos Juegos Olímpicos, los de Seúl, Korea 1988. Allí no pude, quedé bien lejos. Creo que fue 11 entre los atletas del tenis por Latinoamérica”.

“Vino entonces, el zafarrancho (impase) con los directivos de Feve Tenis de Mesa del momento, que siguen siendo los mismos. Nos sancionaron a Elizabeth, a mí, y otros camaradas jugadores, cuando estábamos en nuestro mejor momento competitivo. Y tuvimos que  tomar nuevos derroteros, pero no derrotados. Eso jamás”, indicó convencido Francisco López, raqueta en alto, para inicio de otra sesión de entrenamientos en el gimnasio de tenis de Cotiza.

López, hizo todo para mantenerse activo y en 1988 gana bronce en el Suramericano de Mayores. Es nuevamente campeón nacional de Mayores en el 89, 90 y 91.

Hoy, pasando los 56 años de edad, Francisco López empuña más fuerte la raqueta, aguza la vista, acelera los movimientos de piernas y brazos, hasta donde le da la condición física, para obtener el tercer lugar en el Latinoamericano Máster (50-54 años de edad) de República Dominicana 2016. Y este mismo año se titula campeón nacional máster.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *