Gamarro mereció ser campeón olímpico

Video: cortesía

Por José Cuevas

Caracas/Jabeando/07-05-2019.– Ayer falleció Pedro Gamarro, también conocido en el medio boxístico local como “El Tren de Machiques”, debido a su estilo arrollador, indetenible, que casi siempre desplegaba contra sus contrincantes.

En declaraciones dadas para el libro Venezolanos en el ring, de Cárdenas Lares y Giner García (1993), aparece unas declaraciones del muchacho de Machiques, Sierra de Perijá, estado Zulia, donde indicaba que siempre estuvo convencido de su victoria en la final del peso welter en el torneo de boxeo de los Juegos Olímpicos de Montreal-1976, Canadá, aunque los jueces favorecieron con la presea de oro a su oponente Jochen Bochfeld, representante de Alemania Oriental de entonces.

Video: cortesía

El púgil había nacido en Machiques (Zulia) el 8 de enero de 1955 y al momento de fallecer por problemas cardiovasculares tenía 64 años de edad.

El 31 de julio de 1976 marcó la vida de Gamarro, un muchacho apegado a su terruño, hasta donde tuvieron que ir a buscarlo, cuando fue convocado por primera vez, para integrarlo a la selección.

No era precisamente el favorito, incluso antes de viajar a Montreal, estuvo a punto de ser bajado del avión, pues en un combate de fogueo fue derrotado, claramente, por el caraqueño-marabino Luis Primera.

Video: cortesía

Pero aquel julio del 76, pese a lo polémica del fallo en su contra (incluso la jornada fue detenida por casi una hora, debido a la protesta de los aficionados que se encontraban en el estadio olímpico de Montreal), Gamarro nos dio la primera medalla de plata en boxeo en la división de los 67 kilogramos de peso.

VENCIÓ A LOS MEJORES

En su recorrido hacia la final, Gamarro dejó tendido a mejores gladiadores que el tal Bochfeld, pues en su primer combate superó al yugoslavo Marjan Benes (5-0), quien era campeón mundial militar, al también campeón olímpico, el cubano Emilio Correa (nocaut en el tercer asalto), al estadounidense Clinton Jackson (3-2, triunfo con el que aseguró medalla de bronce), al alemán occidental Reinhard Skricek, del otro extremo de Alemania, es decir la occidental (nocaut en el tercero, lo derribó en cada uno de los tres asaltos) y quedó listo para la final contra el germano Bochfeld.

Los dos primeros rounds resultaron parejos y en el tercero el zuliano logró poner la diferencia de su parte, pero la decisión inicial fue 2-2, ya que el quinto juez dio empate, pero como tenía que haber un ganador el oficial que vio el combate igualado tuvo que decidirse por uno de los rivales y lo hizo a favor del alemán.

Gamarro no peleó como profesional y se transformó en entrenador, formando boxísticamente a varios entrenadores amateur y otros tantos profesionales, entre ellos los hermanos Jadier y Lorenzo “Lencho” Parra, este último fue campeón mundial peso mosca, al igual que a Edinso “Guapito” Torres.

Un comentario sobre «Gamarro mereció ser campeón olímpico»

  1. Club DE Boxeo Edgar Castro
    Tremendo peleador, uno de tantos que tiene Venezuela, descansa en paz Pedro, siempre estarás con nosotros

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *