Ron Ross muere a causa del coronavirus

Por James Blears

Prensa/CMB/Jabeando/25-03-2020.- Perdimos a uno de los grandes en el boxeo, con la muerte del ex boxeador, manager, promotor y autor talentoso Ron Ross, quien murió de Coronavirus en el hospital de Florida … oraciones por su esposa Sue, quien permanece en cuidado intensivo.

Ron, que nació en Brooklyn, fue introducido al boxeo cuando era niño por su tío Dave y su primo Irwin Kaye Kaplan, quien era un destacado peleador. Ron se convirtió en un talentoso boxeador aficionado y perfeccionó aún más sus habilidades, durante un período de dos años con el Ejército. Luego pasó a competir como profesional. Ron, también tenía un don natural para escribir, obtuvo una licenciatura en inglés de Brooklyn College y una maestría de la Universidad de Nueva York.

Ron dirigió un exitoso negocio inmobiliario en Long Island durante cuatro décadas, que finalmente vendió. Fue entonces cuando pudo concentrarse por completo en su escritura. Su mejor autoría de boxeo, involucró sus habilidades sublimes de palabras en la creación de biografías de Bummy Davis y Emile Griffith. Tituló un libro: Bummy Davis Vs Murder Incorporated y el otro: Nueve, Diez…estás fuera. Evitando el camino fácil del sensacionalismo, Ron usó la humanidad y una gran sensibilidad para usar magníficamente sus habilidades como narrador de historias, para examinar las vidas de dos hombres complejos y controvertidos.

Ron, que produjo numerosos artículos, también escribió otros libros, incluidos dos para niños. Era un miembro muy respetado y muy popular de la Asociación de Escritores de Boxeo de América.

En 2007, Ron fue incluido en el Salón de la Fama Judía de Long Island. Ron fue incluido en el Salón de la Fama del Boxeo de Florida en 2012. Ron y Sue tenían casas en Oceanside, Nueva York y Boca Ratón, Florida. Ron falleció a los ochenta y siete años. El terrible Coronavirus se ha cobrado su vida, pero NO sus notables logros en la vida, construyendo un legado que será recordado y apreciado para siempre por aquellos de nosotros que amamos el boxeo, el gran periodismo y la autoría brillante.

Descansa en paz Querido Ron, y rogamos a Dios que Sue se recupere.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *